martes, 19 de abril de 2016

El amor de los pájaros muertos.



Anhelaba matarle, era el tiempo de los pájaros cayendo como lluvia en primavera, la humanidad había decidido aniquilarse, el amor era una palabra que significaba cualquier cosa. No tenía relación con los seres humanos, se había alejado hacía mucho tiempo del consuelo, alejarse le daba una sensación higiénica de bienestar. Triste de mundo practicaba esa danza a plena luz de tarde; absurda, delicada, continua, algo dolorosa de observar.


En cada movimiento contenía algo así como el odio de la humanidad, el amor de la humanidad, explosión de la humanidad. Cuando bailaba los pájaros caían muertos, sensibles a los cambios de temperatura, una lluvia tupida de pájaros muriendo en primavera, caída libre, una enciclopedia de poemas.


Matar a ras de suelo, a quema ropa, a plena luz, a fuente viva, a borbotones, a raso cielo, matarle para dejar de pensarle, para controlar el lazo que le une a todas las otras cosas de la vida, o quizás matarle por ejercicio de plena autonomía, por piedad, por estima. Matarle para verle dormir como un ave que cabe en la mano, todo se detiene y cobra sentido en la tregua inmensa de la muerte.


Resulta absurdo y obvio que una muerte anhelada cohabite con un deseo medio soso de vivir, un postergar ese momento intimo entre horas antes de la muerte, comida entre horas de la muerte, café entre horas de la muerte, sexo entre horas de la muerte, trabajo entre horas de la muerte, cine entre horas de la muerte, leer entre horas de la muerte, escribir la madrugada,  elegir el rocío, lavar la ropa, asistir a los maremotos entre todas las horas que se van mezclando antes de la cena o de la muerte. 


Vamos, que tanto le gustaba el oficio de extinguirse que así llevaba toda su vida yendo y viniendo, mirando con ojos de ave, el espacio que se expande entre la vereda y el quicio de la serena muerte.


2 comentarios:

Manuel Ch R dijo...

Sombras y luz. El oficio de la muerte...

https://youtu.be/cHCRF_DzWgc

Ximena Maldonado Velasquez (Nina_Cohen) dijo...

Cómo comienza... todo sereno en la oscuridad. Que bella muerte.
...verdad que estos pàjaros salieron de una melodia pero es muy diferente
en secreto la comparto tambièn
https://www.youtube.com/watch?v=UZRZZJ0DUQs